FUERO. CONCEPTO JURIDICO.

Fuero: ” La  doctrina  jurídica  clásica  concibe  al fuero   como   aquella   prerrogativa   de senadores y diputados  -así  como  de otros servidores públicos contemplados en la Constitución- que los exime de ser detenidos o presos, excepto en los casos que determinan las leyes, o procesados y  juzgados  sin  previa  autorización  del órgano  legislativo  al  que  pertenezcan:  Parlamento, Congreso  o  Asamblea.


El término  es  de  uso  coloquial  o  común y  suele  utilizarse  como  sinónimo  de inmunidad  parlamentaria.

El fuero  o  la inmunidad se entienden también como un privilegio conferido a  determinados servidores públicos, para mantener el   equilibrio   entre   los   poderes del Estado  en  los  regímenes democráticos y salvaguardarlos de eventuales acusaciones sin fundamento.

Constituye una garantía en favor de personas que desempeñan determinados  empleos  o  se  ocupan  en determinadas actividades, en virtud de la cual su enjuiciamiento se halla sometido a jueces especiales. Lo que se protege es a la función y no al funcionario.

En la actualidad, el concepto de fuero es una garantía constitucional que protege a la libertad de crítica, que sigue teniendo como base el pensamiento constituyente de   1917:   permitir   el   desempeño   de la  función  pública  en  forma  eficiente, impidiendo el seguimiento de diversos procesos penales que se consideraban inútiles.



Se define el fuero como una prerrogativa de los legisladores con  relación  a  la inviolabilidad  de  las  opiniones  vertidas en el ejercicio de su cargo, por las que no podrán ser reconvenidos o procesados.

El fuero de manera complementaria, se refiere a la protección legal para que los servidores  públicos,  no  sean  detenidos ni enjuiciados hasta que no se agote la garantía de procedibilidad constitucional.

Dicho término fue introducido en el Título IV  de  la  Constitución,  que  se  aplica para   dar   curso   al   procedimiento   de  responsabilidad  penal  en  que  incurran los  servidores  federales, enunciada en el artículo 111.

La  Constitución  establece  claramente que la no declaración de procedencia no equivale a una exculpación del acusado sino que suspende la tramitación de las etapas procesales correspondientes, las   cuales   pueden   reanudarse,   sin afectar   las   reglas   de   caducidad   o prescripción,  una  vez  que  el  servidor público  hubiese  dejado  el  cargo  que venía desempeñando.

La base constitucional que rige actualmente el fuero constitucional está  plasmada  en  los  artículos 13, 61, 108,  109,  110  y  111.  En  relación  al mismo tema, la base legal se encuentra contenida   en   la   Ley   Orgánica del Congreso  General,  en  los  artículos  11, 12 y 22; así como en la Ley Federal de Responsabilidades  Administrativas  de los  Servidores  Públicos,  esta  Ley  tiene  por  objeto  reglamentar  el  Título  Cuarto  de la Constitución.


Otros temas juridicos correlacionados:

FACULTAD CONCURRENTE. CONCEPTO JURIDICO.

DEROGACION. CONCEPTO JURIDICO

HAZ TU COMENTARIO O CONSULTA AQUI. (Podrá ser publicado). Si deseas confidencialidad, envianos un mensaje por email.